El Scrum Diario – Daily Scrum

share on:
_daily scrum

El Scrum Diario, el momento en que comentamos cómo va la serie o la peli que vimos la noche anterior. Naah, es broma. Es en esta mini reunión (de quince minutos, no más) en la que nos ponemos al día de cómo va el proyecto.

Consejo: El Scrum diario tiene que ser siempre en el mismo lugar y a la misma hora. Es más, propongo hacerlo de pie, que sea dinámico, frente a la pizarra. Que nadie se ponga cómodo.

En el Scrum diario tienen que estar todos, el Dueño del Producto, el Scrum Máster, y claro… el Equipo de Desarrollo. Puede haber otros invitados, pero están sólo para observar. Es el momento donde se discute todo lo que hay que hacer en el día, el momento de informarse qué es lo que tiene que pasar hoy.

Cada miembro del equipo tiene que responder a tres preguntas:

  • ¿Qué hiciste ayer?
  • ¿Qué planeas hacer hoy?
  • ¿Qué obstáculos tienes en el camino para hacerlo?

El Scrum diario – o daily Scrum – no es para “controlar” lo que cada uno está haciendo. Sino el momento donde cada miembro del Equipo de Desarrollo se compromete, cara a cara, a hacer lo que dice. Este punto es muy importante, es donde nuestro compromiso queda grabado en la memoria de todos. No podemos fallarles.

Otra alternativa, en vez de ir persona por persona, es ir ítem por ítem en la Lista de Tareas. Asi hay más oportunidades de interactuar para cada persona.

Otro punto importante – si eres el Scrum Máster – es el de los impedimentos (u obstáculos). En los que tienes que adueñarte de los problemas e intentar solucionarlos. Ese es tú trabajo. Si no lo puedes hacer inmediatamente te debes encargar de pedir ayuda. Si algo no se puede resolver en 24 hs, el Scrum Máster debe elevarlo en la compañía.

La reunión de Scrum diario debe ser de 15 minutos, no más. No hay que perder el tiempo. Lo que necesite más tiempo para ser discutido debe ser agregado al listado de tareas y punto.

Y recuerda, si eres Scrum Máster, estás allí sólo para facilitar, no para gestionar ni asignar tareas.

Si ves a alguien yendo a la reunión de Scrum diario apesadumbrado, o sin ganas de estar ahi. Es claramente una señal que hay problemas. La idea del Scrum diario es que salga todo el mundo motivado tras escuchar los progresos de los demás. Es más, procura tener chocolates, o caramelos, como premio. Hacer la reunión entretenida.

Otro consejo que me han dado, que aún no puedo llevar a la práctica, es el de NO HACER CONTACTO CON LA MIRADA, con quién está reportando su trabajo. Lo de hacer contacto visual es humano, natural, pero si así sucediera estaríamos forzando la imagen del manager-examinador a los miembros del equipo; y Scrum no se trata de gestionar, sino de facilitar. Los miembros del Equipo de Desarrollo están reportándose a sus pares, no al Scrum Máster.

Y finalmente, como en toda reunión de Scrum, puedes jugar a darles el trabajo de facilitador a otros miembros del equipo para crear “entendimiento” con el rol que te toca como Scrum Máster.

share on: